Anthony Hopkins y su relación con el Alzheimer: película El Padre

película el padre

El cine en los últimos años siempre nos intenta acercar, a su manera, a la realidad de la demencia desde varios puntos de vista. Desde 2004, con «El diario de Noa» o con la dura realidad de la vejez que nos muestra la película ‘Amour’, como también la clásica y emocionante «Siempre Alice» que nos hace vivir el Alzheimer precoz a través de Julianne Moore.

En 2020 tuvimos el estreno de una nueva perla del cinema en este sentido, la película «El Padre» del frances Florian Zeller. Protagonizada por Anthony Hopkins y Olivia Colman ha cautivado el público y viene recibiendo excelentes críticas. Ganadora del Premio del Público en el Festival de Cine de San Sebastián, está nominada con grandes posibilidades de ganar tanto el Oscar de mejor película, como de mejor actor y actriz.

La película, que es una adaptación de la obra teatral de éxito del mismo director, nos sorprende por tratar la enfermedad del Alzheimer desde el punto de vista del Enfermo. La actuación de Anthony Hopkins (con sus 83 años actualmente) nos vuelve a impactar como lo hizo en su momento, hace 30 años, con su célebre Hannibal Lecter de El silencio de los corderos. El papel en sí es muy difícil, pero lo que él transmite al espectador es lo que imaginamos ser la pura realidad de la enfermedad de Alzheimer, ya que nos confunde a nosotros que al ver las escenas no sabemos si lo que asistimos es real o es fruto de la imaginación del personaje.

Un poco de la sinopsis para que comprendas de que va la película británica(¡sin spoilers!):

Anthony Hopkins interpreta a Anthony (el personaje tiene su mismo nombre), un hombre de 80 años incisivo, algo inteligente, irónico y algo tozudo que aunque haya empezado a sufrir deterioro mental, sigue insistiendo en vivir solo. Rechaza todos y cada uno de los cuidadores que su hija Anne (Olivia Colman) intenta contratar para que le ayuden en casa. Anne ya no le puede visitar a diario y nota que la mente de su padre empieza a fallar y se desconecta cada vez más de la realidad. La hija vive angustiada no solo por acompañar el ir y venir de sus recuerdos, pero por el dilema que muchos hijos en esta situación viven: optar por seguir sus sueños o por el sentido del deber para con una persona que ya no la reconoce.

Ella no está sola en esta angustia ya que seguramente millones de personas en el mundo se verán reflejadas en la problemática que vivencia la protagonista, una mujer de mediana edad que se siente culpable por “abandonar” a su padre pero también padece cuando no la reconoce y tiene que aguantar insultos e impertinencias.

De acuerdo con el director, que en su juventud convivió con el Alzheimer de su abuela, lo que intentó transmitir directamente al espectador fue la desorientación espacial y mental de la realidad confusa y deformada donde se repiten acciones y cambian personajes de tal forma que te sientes como el propio enfermo.

Aquí te dejamos el tráiler:

¿Ya la has visto? ¿Qué te ha parecido?

También te puede interesar:

Película recomendada sobre Alzheimer: Vivir dos veces

Necesitamos tu opinión

Necesitamos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*