Terapia ocupacional, tecnología y redes sociales como ocupación: Introducción

trabajando

Las tecnologías son parte de la vida de las personas, y esta es una posición indiscutible, Más aún cuando nos encontramos con la realidad impuesta por el COVID-19 y la imposición del uso de tecnologías para mantener actividades y ocupaciones necesarias y significativas. Hablaremos durante estos días sobre “Las redes sociales como ocupación”.

Según AOTA, la literatura sobre terapia ocupacional disponible nos proporciona dos visiones:

  • Estrategias para el uso de las redes sociales para promover la profesión de terapia ocupacional o
  • Referencias sobre el comportamiento ético del uso de las redes sociales por parte de los terapeutas ocupacionales (AOTA, 2016).

Constatamos que hay una escasez en la literatura relacionada con la importancia de comprender cómo el uso de las redes sociales por parte de los clientes impregna sus ocupaciones, roles y rutinas significativas y necesarias. Dada la omnipresencia del uso de las redes sociales y los posibles beneficios y costos para la vida cotidiana de los clientes, The Open Journal of Occupational Therapy pidió que los terapeutas ocupacionales reconozcan el uso de las redes sociales como una ocupación, para sugerir una evaluación y estrategias de intervención y discutir futuras implicaciones para la práctica con los clientes a lo largo de sus vidas.

Roger Smith (2017) escribió que

[…] no hace mucho tiempo, el uso de la tecnología electrónica era opcional. Hoy dependemos de ello.

Esta afirmación hace muy evidente la necesidad de la Terapia Ocupacional para observar el uso de tecnologías en la vida cotidiana y su impacto en el desempeño de las ocupaciones más variadas, incluso ahora en el contexto de la Pandemia del COVID-19.

Merriam-Webster define las redes sociales como

“formas de comunicación electrónica (como sitios de redes sociales y microblogging), a través de las cuales los usuarios crean comunidades en línea para compartir información, ideas, mensajes personales y otro contenido (como videos)”.

Las redes sociales no se limitan a los sitios de redes sociales como YouTube, Facebook, Snapchat, Instagram, Pinterest, Twitter y LinkedIn. De hecho, los autores describen 13 tipos diferentes de redes sociales, incluidos sitios de redes sociales, blogs, redes comerciales, proyectos colaborativos, redes sociales corporativas, foros, microblogs, intercambio de fotos, reseñas de productos y servicios, marcadores sociales, juegos social, video compartido y trabajos virtuales.

En vista del escenario establecido del uso de los medios en la vida diaria, existen beneficios y daños para todas las etapas de la vida, desde la infancia hasta el envejecimiento. En la próxima publicación abordaremos los posibles beneficios y daños relacionados con el uso de las redes sociales en la vida cotidiana.

Lee también: Cómo puede actuar la Terapia ocupacional en tiempos del COVID-19: posibilidades y recursos

Necesitamos tu opinión

Necesitamos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*