¿Qué motiva a las personas mayores a ser solidarias?

voluntario

¿Has pensado alguna vez sobre qué significa Ayudar? Aunque para muchos esta acción se refiere a dar recursos materiales y asesorar, ayudar es, sobre todo, establecer una relación de confianza y cuidar la relación. Esta relación es la que comunica al otro que puede confiar en ti. Es la forma como empatizamos o abordamos la realidad que está dentro de la cabeza y el corazón del otro para que saque la mejor versión de sí mismo.

“Cuando somos generosos con el otro, nos damos cuenta de que tiene deseos y necesidades como nosotros. Nos ponemos al mismo nivel ”. Nos comenta la psicóloga, Jéssica Silva.

Este sentimiento de reconocimiento nos hace sentir parte de algo mucho más grande. Si yo y el otro somos, en cierto modo, iguales, nadie está solo.

¿Será que es la lucha contra la soledad la que hace que personas mayores se apunten a un voluntariado o existe algo más?

Desde que me he apuntado como voluntaria a Amigos de los Mayores (ONG que lucha contra la soledad no deseada de las personas mayores), veo que muchos de mis compañeros voluntarios tienen la misma edad que las personas a las cuales acompañamos, o sean son personas mayores.

Esto nos hace preguntar , ¿Por qué el adulto mayor busca ser voluntario?

Investigando sobre el tema varias fueron las respuestas encontradas:

1 – Autorrealización: hacer el bien nos hace bien. Esto no es solo un dicho. La mayoría de las personas mayores vuelven a sentirse útiles, pudiendo ayudar a otros. Esto es un punto clave y de motivación para las personas mayores solidarias y voluntarias.
2 – Crecimiento personal: el ser humano tiene por esencia aprender siempre. Al incorporarse a un voluntariado muchos adultos mayores aprenden y desarrollan nuevas habilidades. “Tienes que saber cómo vas a dar y cómo lo van a recibir. Eso les hace crecer bastante a nivel personal e ir aprendiendo más cosas.
3 – Búsqueda de una misión en la vida / Ocupación: para muchos el voluntariado empieza como ir a una clase de algo que te gusto, pero luego se ven involucrados en algo más, esta ocupación acaba siendo como su nueva misión en la vida.
4 – Gratitud por la vida y las ganas de devolver a la sociedad la calidad de vida que disfrutan o han disfrutado.
5 – Asociacionismo: existe también el caso de personas que en su juventud o edad adulta siempre han estado vinculadas a los movimientos sociales y lo toman como continuidad en la etapa de jubilación.

Como efectos positivos, el hecho de ayudar a personas, con voluntariado y beneficia y aporta “sentido” a su vida cotidiana y salud psíquica, física y vital.

¿Ya has pensado sobre esto? Con la pandemia el voluntariado ha crecido en todo el mundo, es como si hubiera despertado una llama de cambiar algo en nuestras vidas. Esta semana hablaremos sobre algunas asociaciones de voluntariado vinculadas a las personas mayores, ¡Atento!

Necesitamos tu opinión

Necesitamos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*